20.1 C
Chihuahua
sábado, abril 20, 2024
Más

    Alcalde de Chihuahua se toma un descanso mientras la ciudad queda en manos del Secretario del Ayuntamiento

    El Alcalde de Chihuahua Capital, Marco Bonilla Mendoza, ha anunciado que se ausentará de sus funciones durante unos días, dejando el destino de la ciudad en manos del Secretario del Ayuntamiento.

    Del viernes 18 al martes 22 de agosto, Bonilla Mendoza ha decidido tomar un tiempo libre para atender asuntos personales junto con su familia. Sin embargo, este anuncio ha levantado críticas en un momento en que los ciudadanos esperan un liderazgo sólido y comprometido, especialmente en una época de desafíos políticos y sociales.

    La legislación estatal establece que, en ausencia del alcalde, el Secretario del Ayuntamiento asumirá la responsabilidad de liderar la ciudad. Esto ha generado preocupaciones entre los habitantes de Chihuahua, ya que se cuestiona si el Secretario está verdaderamente capacitado para tomar decisiones cruciales en medio de la ausencia del alcalde.

    El artículo 100 del Código Municipal del Estado de Chihuahua especifica que si el titular de la Presidencia Municipal se ausenta del territorio por un período de cinco días o menos, no es necesario notificar al Ayuntamiento. Basta con que informe al Secretario del Ayuntamiento para que este último se encargue de los asuntos de la Presidencia, siempre y cuando no exceda sus atribuciones y facultades.

    Esta situación ha planteado preguntas sobre la capacidad del Secretario del Ayuntamiento, Roberto Andrés Fuentes Rascón, para liderar la ciudad en momentos cruciales. La incertidumbre y la falta de claridad sobre cómo se manejarán los asuntos municipales durante la ausencia del alcalde han dejado a muchos ciudadanos inquietos.

    A pesar de la promesa de mantenerse al tanto de los asuntos del Municipio de manera remota, los críticos argumentan que la distancia física podría dificultar la toma de decisiones oportunas y la resolución de problemas urgentes.

    Mientras algunos defienden el derecho del alcalde a tomar un descanso y atender asuntos personales, otros consideran que en momentos de desafío y cambio constante, la ausencia del líder de la ciudad podría interpretarse como una falta de compromiso hacia los ciudadanos.

    La decisión de Marco Bonilla Mendoza de ausentarse en un momento delicado plantea preguntas importantes sobre el liderazgo político y la estabilidad de la administración municipal. Los ciudadanos de Chihuahua esperan que la ciudad pueda superar este período sin contratiempos significativos y que sus preocupaciones sean tomadas en cuenta por las autoridades correspondientes.

     

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Articulos Relacionados